Holyfield se prepara para el duelo ante Tyson viendo los históricos combates entre ambos

In Boxeo by Leandro GambettaLeave a Comment

La trilogía es casi una realidad, todos lo confirman y los propios protagonistas se muerden los labios para no decirlo. Pero el tercer y decisivo combate entre Mike Tyson y Evander Holyfield está a la vuelta de la esquina.

Mientras tanto, el propio Holyfield afina sus movimientos en pos de volver al cuadrilátero y quiere demostrar una vez más porqué derrotó a Iron Mike en dos oportunidades.

Fue el propio Evander quien volvió a echar el tema a rodar. La posibilidad de que haya trilogía ante Mike Tyson, que se había pinchado cuando este eligió a Roy Jones en su primera exhibición tras muchos años fuera de los cuadriláteros, vuelve ahora a estar latente y a generar expectativas en los fanáticos.

“Creo que será mucho dinero y muchos millones. Creo que 100 millones. La pelea sería grande porque mucha gente la quiere. Somos los dos mejores tipos que la gente quiere ver. No hay ninguna razón para hacerlo con otro boxeador. Lo único de lo que escucho a la gente hablar es de que nos quieren a mí ya Tyson. Y sabes, esto es lo que el mundo quiere ver. Entonces, creo que tenemos que unirnos y hacerlo”, expresó Holyfield en diálogo con Brian Custer.

En convivencia con esas declaraciones, el excampeón mundial de los pesos pesados publicó ayer en su cuenta de Instagram un video en el que se lo ve entrenándose a la vez que un televisor transmite las imágenes de su primera victoria sobre Mike Tyson, cómo si hiciera falta algo más para motivarse.

En ese video, además, se puede observar que The Real Deal luce una forma física asombrosa que hace difícil de creer el hecho de que tenga ya 58 años y que haga nada menos que una década desde que realizó su último combate como profesional, con victoria por nocaut sobre Brian Nilsen en Dinamarca.

Evander Holyfield es el único boxeador sobre la tierra que puede presumir de haber derrotado a Mike Tyson en dos ocasiones consecutivas. La primera victoria fue en 1996, por nocaut técnico en el undécimo asalto. La segunda ya en 1997, producto de la recordada descalificación de Iron Mike por morderle la oreja en una pelea que, por cierto, venía perdiendo.

Leave a Comment